miércoles, 23 de mayo de 2012

Santiago Laborde relató su vida como hijo de padres secuestrados: discriminación, amenazas y orgullo

 Santiago Agustín Laborde es el hijo de Adriana Calvo y Miguel Ángel Laborde. Tenía un año y medio cuando, el 4 de Febrero del 77, él estaba con su madre y una patota se la llevó a ella, mientras que a él lo dejaron con unos vecinos, que se lo dieron al papá. “Yo tomo conocimiento de esta historia a los 8 años y nos contaron un domingo a la mañana sentados en la cama como podían contarlo a un chico de 8 años…y yo de ahí fui a la escuela e hice una encuesta de que les parecía lo que habían hecho los militares, solo uno me dijo que eran unos hijos de puta….el resto no sabia…fue muy incomodo ser minoría, no me vergüenza, siempre he estado muy orgulloso de mis padres”, comenzó relatando Santiago de sus padres, ambos sobrevivientes.

Adriana Calvo fue una de los testimonios más importantes del Circuito Camps desde la restauración de la democracia; fundó la Asociación de Ex Detenidos-Desaparecidos, y tenía una memoria ejemplar en cuanto a los lugares que visitó y a las personas que vio. Falleció en el 2010.

Prosiguió relatando las particularidades que se vivían en su casa: “mis papas se levantaban a la noche a los gritos con pesadillas…cuando se enteraba la gente te miraban distinto… sé lo que es tener un teléfono intervenido y era raro explicar porqué teníamos un policía en la puerta…había amenazas de bomba en la casa de mi abuela paterna y materna”. También tuvieron amenazas luego de la desaparición de López en el 2006. “Unos días después (de la desaparición) fueron a lo de mi mamá, pero no estaba… también a mi ex novia con un llamado telefónico donde le dijeron ´cuidate o te va a pasar lo mismo que Adrianita´.

“Me da bronca que hayan pasado 30 años para hacer justicia, una justicia después de tanto tiempo no se si se puede llamar justicia…ojalá que los hijos y nietos los vayan a visitar a la cárcel, que es donde tienen que estar…porque han hecho mucho daño no solo a mi sino a todo el país”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada